El Sendero Oscuro

Solo Música Oscura... Only Dark Music... Gothic, Darkwave, Folk, Neofolk, Cold Wave, EBM, Etéreo, Dark Ambient, Deathrock, Electrodark, Synthpop, New Wave, Gothic Metal, Doom Gothic, Punk, Post-Punk, Heavenly Voices, Indie, Shoagaze, Noise, Neóclasico and more...

Blogger Template by Dark-Side

Wolfsheim - (1999) - Spectators

21/3/09
Wolfsheim quizás no representen a los 80 pues empezaron al final de esta década ,pero sin duda alguna si hay un grupo que guarde la esencia de los 80 aun en el siglo XXI son los Wolfsheim ,sytn--pop y gótico en estado puro de la mano de estos geniales compositores que si alardeos tecnológicos hacen de su música una delicia para los oídos .

Meyer Wolfsheim. Así se llama uno de los muchos especimenes que transcurren a lo largo de la novela de mayor éxito de Scott Fitzgerald, "El Gran Gatsby". Pese a su fugaz paso por la misma, el personaje en cuestión va dejando tal halo mortuorio, recurriendo para ello a la intimidación violenta y al ensalzamiento de la degradación humana, que parece ser que caló hondo en Markus Reinhardt y Pompejo Ricciardi, los cuales decidieron hacerse con su apellido para bautizar el proyecto de banda que allá por 1987 se llevaban entre manos.

El dúo inicial, pasaría a ser trío con la incorporación del hermano pequeño de Markus, Oliver, a cargo de las cuerdas. Ya entonces, un tal Peter Heppner, compañero de estudios de Markus e íntimo amigo de Pompejo, se mostraba muy interesado en las evoluciones musicales de la recién nacida formación, mostrándose además como un absoluto seguidor de la misma. De modo que, una vez producida la primera demo y a la vista de que el resultado vocal no fue todo lo bueno que se esperaba por parte de Pompejo, éste decidió dejar el grupo y recomendar al bueno de Peter para que ocupase la vacante, ya que reunía todas las características que se le podían exigir.

Aunque sin llegar a ofrecer nada de material nuevo pero tras multitud de horas de ensayo en un pequeño local, versionando a las bandas favoritas de cada uno de ellos, Oliver es consciente de que el sonido que el grupo pretende transmitir, queda diluido bajo las notas de su potente guitarra, de modo que de mutuo acuerdo decide abandonar la formación. Desde ese preciso momento, el término Hamburgués de Wilhelmsburg, todavía sin saberlo, escribía una página en la historia de la música electrónica, presentándonos al resto del mundo a los mismos Wolfsheim que conocemos hoy día, Peter Heppner a las voces y Markus Reinhardt a los teclados y programación.



Así pues, en un principio se siguieron usando las letras del cantante original que discurrirían sobre la armazón sonora compuesta por Markus, pero pronto cambiaría la cosa y cuando dieron su primer concierto en directo en Werkstatt 3, un pequeño club de Hamburgo, Peter ya se encargaba de escribir sus propias letras.

El período transcurrido entre 1988 y 1991, se ve marcado por la aparición de dos nuevas demos, "Kan Manage" y "Any But Pretty", así como la búsqueda inicial sin demasiado éxito de un sello discográfico que crea firmemente en el proyecto y les pueda dar a conocer a mayor escala. Eso sucederá cuando Lothar Gärtner de Strange Ways Records se anime a producirles el single "The Sparrows And The Nightingales" y sin demasiada promoción, alcanza una repercusión tan importante, que resulta imposible no escucharla en los clubes más prestigiosos de cualquier capital europea e incluso fuera del continente. Esta canción será considerada, desde entonces, una de las piezas musicales claves en la música electrónica de finales de los 80.

En febrero del 92 aparecerá el segundo single, "It´s Not Too Late", otro bombazo y adelanto a lo que sería el disco debut "No Happy View", en el que llevaban trabajando más de tres años, y cuyo lanzamiento no se produciría hasta mayo. Un total de 11 cortes entre los que se incluyen los dos primeros singles y alguna canción recuperada de las primitivas demos, y con los que como el que no quiere la cosa, consiguen vender por encima de las 65000 copias, siendo considerados además en buena cantidad de revistas especializadas, como el nuevo grupo del año.

Y la verdad es que no es para menos, Markus consigue a cargo de los teclados un sonido limpio sin abusar en absoluto de alardes tecnológicos, lo que le da un aire a las composiciones increíblemente nostálgico, acrecentado aún más por la voz sobria y melancólica, pero de formidable registro de Peter y los textos que él mismo ha escrito.

Sin llegar a terminar el año, un nuevo single haría su aparición, "Thunderheart" que junto con "Now I Fall" ya a mediados del siguiente, servirían de anuncio de lo que sería el nuevo disco "Popkiller", que aún siguiendo con la línea que abriese el álbum debut, deja ver influencias más clásicas, una mucho más cuidada producción y unas letras más optimistas. Al tiempo, Peter comienza a hacer colaboraciones con bandas ya consagradas, como pueden ser Girls Under Glass o Umbra Et Imago, lo que evidencia que Wolfsheim ya se empieza a codear con los grandes.



A estas alturas de carrera, ya habíamos podido disfrutar o sufrir los directos del grupo en el Zillo del año 92 y el Strange Ways Festival Tour del 93. Y digo esto porque si Wolfsheim tiene un punto flojo, ese es sin duda el tema del directo, donde Peter se suele mostrar totalmente estático y atenazado por un miedo escénico tan grande, que en la mayoría de los casos le mantienen parapetado tras un atril en el que tiene las letras de todas las canciones, porque para más desgracia, suele ser bastante habitual lo de olvidarse las letras.

Pero siguiendo la línea del trabajo bien hecho, 1994 nos depara otro magnífico single, "Elias", y del que habremos de disfrutar hasta febrero del año siguiente que es cuando saldría "55578", una especie de recopilación que incluye la mayoría de los singles, así como material inédito y canciones solo disponibles en recopilatorios. Existe, además, una edición limitada del mismo, que incluye además del mencionado cd, otro en directo con parte de la su actuación en el Strange Ways Festival Tour 1994, lo que les mantendrá durante tres semanas en buenas posiciones dentro de las German Media Control Charts.Y así llegaremos a noviembre del 95 con otro single "Closer Still".

"Dreaming Apes" supone el tercer álbum del grupo, y en el que han estado trabajando junto al productor visionario, José Álvarez. En este disco, ya vamos a encontrarnos un par de canciones en el idioma natal, algo que pasará a convertirse en la tónica general. Y especialmente destacable son también los cortes instrumentales, desconocidos hasta la fecha y que también cobrarán especial importancia, sirviendo en este caso de nexo de unión entre cada uno de los temas. Para rematar esta etapa y como ocurriese con "Sparrows And The Nigthingales", un nuevo vídeo trata de servir de pista de despegue para el siguiente single "A New Starsystem Has Been Explored".

Como suele ser habitual en las bandas que comienzan a labrarse una carrera abultada y siguiendo con los parámetros de Strange Ways Records, "Hamburg Rom Wolfsheim" supone el primer disco grabado completamente en directo, concretamente más de 70 minutos recogidos del Dreaming Apes Tour del 96 entre las ciudades de Halle, Hildesheim, Hamburgo, Potsdam, Bremen y Dortmund. Mientras, Peter, en otra de sus colaboraciones, esta vez junto a Joachim Witt, consigue que la canción "Die Flut", sea uno de los éxitos de 1998 en Alemania y de nuevo escala posiciones en las listas especializadas llegando a situarse en el primer puesto en alguna de las más prestigiosas. Octubre del 98, es la fecha elegida para el lanzamiento del nuevo single, "Once In A Lifetime" y el posterior vídeo musical, a la vista de los buenos resultados que les había dado como complemento a la promoción del mismo.

El próximo single, "It´s Hurting For The First Time", coincide con la colaboración del grupo en la banda sonora de la película "Liebe Deine Nächste" de Detlef Buck y casi anticipo del siguiente trabajo de estudio "Spectators". Disco que sigue con la línea abierta en los anteriores, con la inclusión de temas en alemán y composición instrumental, desarrollando un poco más los componentes electrónicos adaptados a los nuevos tiempos, y con letras comprometidas, y para el que volverían a ofrecer promoción en forma de gira dividida en dos partes, puesto que harán un parón navideño. Entretanto, aún podremos disfrutar de otra canción del grupo incluida en otra banda sonora, en este caso correspondiente a "Nivel 13", largometraje con mayor proyección y más comercial que la anterior.

Como funámbulos que recorren un agudísimo filo que separa dos abismos, los Wolfsheim han tenido un pulso admirable para recorrer el peligroso camino que les llevaba hasta Spectators. Consiguieron eludir todas las seducciones que les podrían haber hecho caer y mantuvieron el equilibrio que les ha convertido en la banda más elegante de Pop oscuro y electrónico de la última década. Su romanticismo siempre fue sutil y etéreo sin ser nunca almibarado y afectado como sucede con muchos grupos de parecidas sonoridades. Asímismo su uso de componentes electrónicos, samples y sintetizadores, si bien son parte fundamental y sine qua non de su música, nunca ha dado pie a excesos machacones o demostraciones experimentales que en su caso estarían fuera de lugar. Para Wolfsheim, y esa es una de las claves de su relevancia, lo más importante de todo han sido siempre "Las Canciones", más que el sonido o la imagen, y la cuidada interpretación de las mismas, y esa decisión les ha premiado con una discografía sólida que se sigue escuchando con mucho placer años después de su primera escucha.
Y eso no significa que Wolfsheim hayan encontrado una fórmula y la calquen disco tras disco o que sean sólo una banda con un olfato comercial infalible (que lo tienen), sino que entre todas las virtudes de este duo alemán prima una que es valiosísima cuando se posee: el gusto, el buen gusto al componer.
La sensibilidad y el gusto son las bazas de Spectators, un disco que no contiene grandes sorpresas ni transtornos para sus fans, pero que por su contundencia y perfección se impone como uno de los mejores discos del 99. No necesitan mas que hacer lo que siempre han estado haciendo, porque es más de lo que la mayoría puede ofrecer.

Spectators sigue la línea darkwave de sus antecesores, incluyendo los cortes Once in a lifetime, Heroin, she said y mi favorita, I don't love you anymore. Este disco los llevó a tocar en festivales de música como el Rock am Ring y el Rock im Park, en Alemania, así como en el Eurorock Festival de Bélgica. Asimismo, Spectators fue el primer LP de Wolfsheim editado en Estados Unidos.

Aquí se los dejo...

El grupo alcanzo su final creo que a principios del 2008, incluso existe una demanda interpuesta por Reinhardt hacia Heppner, ya que este último decidió firmar en solitario con Warner Music, desatendiendo sus compromisos laborales con la banda. Y es que en los últimos años, Peter Heppner ha alcanzado fama internacional gracias a sus colaboraciones con Schiller o Paul Van Dyk, pero es otra historia y desconozco su final.

Tracklist
1. It's Hurting For The First Time
2. Kuenstliche Welten
3. Touch
4. Blind
5. Once In A Lifetime
6. Sleep Somehow
7. For You
8. Read The Lines
9. Don't Love You Anymore
10. Heroin, She Said
11. E (Instrumental)

Sin pass

0 comentarios:

Publicar un comentario

Si llegaste hasta aquí, sería muy gratificante para mí ver tu opinión. Me toma bastante tiempo agregar cada disco y su reseña. A tí te tomará un minuto dejar una muestra de aprecio. Keep Walking, El Sendero Oscuro. Gracias por tu comentario

Entradas populares

Mentenebre.com Mentenebre.com

Seguí Mi Sendero